Mayra demandó a sus padres para no casarse y estudiar imagen

Mayra logró convertirse en la primera mujer, de su aldea, en acabar la secundaria y llegar a la universidad.

Las opiniones e imágenes de este artículo son responsabilidad directa de su autor.

Mayra Lineth Pop Maquin es una joven guatemalteca que, siendo una niña de 14 años, se negó a un matrimonio forzado. Esta es una práctica común en la ruralidad del país. Logró de forma legal evitar el triste futuro al que estaba destinada y, ahora, pone su valiente ejemplo.

Cuando cumplió 14 años ya trabajaba en servicios domésticos ayudando a su mamá. La tradición y la pobreza, junto a la herencia cultural, la llevaban a casarse con un hombre de 21 años que no conocía. Pero, Mayra tenía un sueño e iba a luchar para conseguirlo, quería estudiar.

La jovencita q’eqchi radicaba en la aldea China Cadenas en el departamento de Izabal, la pobreza la tenía amarrada de manos, pero encontró una ONG que le dio una oportunidad.

Lucha legal

La Fundación para el Eco Desarrollo y la Conservación, FUNDAECO, llevó su caso ante la justicia y el caso fue complicado, pues aún estaba permitido el matrimonio infantil. Guatemala prohibió la práctica hasta el 2017. Aún hay niñas menores, obligadas a casarse año con año.

El caso de Mayra fue llevado al un juzgado de primera instancia de la niñez, que determinó que no podían obligarla a casarse, pues se vulneraban sus derechos. La pequeña Mayra quedó a cargo de su abuelo paterno.

La producción de El País:

Así lo detalló el país, dándole voz a Mayra:

“El 1 de noviembre, ya hace cuatro años, llegó un muchacho. Ni siquiera fue novio mío, habló con mi papá y mi papá aceptó y entonces empezó a preguntarme que si yo quería casarme y le dije que yo no quería nada, que yo solo quería estudiar. Mi papá me dijo: ‘No tenemos plata’ y ahí me quedé sin saber qué hacer. Intenté varias veces decir no, pero él no me entendió”.

El juez, dentro de su sentencia, obligó a que Mayra tuviera acceso a estudios y apoyo psicológico. Además, sus propios padres debieron ir a una escuela especial para adultos.

Mayra detalla: “Mi papá se enojó un poco porque no le había hecho caso, pero solo por eso estoy aquí y sigo estudiando (…) Me sentía libre y me sentía muy feliz porque me salvé”.

La niña fue blanco de múltiples ataques de personas de la comunidad y con el paso del tiempo, encontró el apoyo necesario en sus padres quienes, celebraron sus logros, pues pudo más el amor que la tradición.

Mayra ahora recuerda: “Me dijeron bastantes cosas, que yo nunca iba a graduarme, que solo fui a buscar hombres y a buscar embarazarme y yo me puse a llorar, pero me dijo mi mamá: ‘No te preocupés por eso. Tú decidiste no casarte y estás libre de hacer las cosas como quieras’”.

Los matrimonios de niñas siguen siendo un problema en muchos lugares del mundo 😞Esta es la historia de una joven de Guatemala que luchó contra esta costumbre 💪

Posted by Pictoline on Monday, November 30, 2020

Ahora, la joven vive entre su aldea y Livingston, estudia Ingeniería Forestal. La educación le cambió la vida a ella, a sus padres y a muchas otras niñas de su comunidad que ahora la tienen como un ejemplo a seguir.

La historia de Lineth conquistó al mundo entero. Medios internacionales como CNN y el Heraldo de México también lo mostraron como un gran logro.

Fuente: Pictoline, El País

Todas las noticias, directamente a tu correo

Recibe todas las noticias destacadas de Relato.gt, una vez por semana, 0 spam.

¿Tienes un Relato por contar y quieres que nosotros lo hagamos por tí?

Haz click aquí
Comparte
Comparte