ROMP, la institución que ayudó a Vario a volver a caminar imagen

La vida de Vario dio un giro inesperado cuando, por accidente, hizo contacto con un cable de alta tensión y como consecuencia perdió ambas piernas.

Las opiniones e imágenes de este artículo son responsabilidad directa de su autor.

La vida de Vario Chávez dio un giro inesperado el 10 de octubre de 2005, luego de que por accidente hiciera contacto con un cable de alta tensión; inmediatamente, sus pies sufrieron calcinación y quemaduras de tercer grado en el 80 por ciento de su cuerpo.

A consecuencia del incidente, a Chávez le debieron amputar las dos piernas ante la gravedad de las quemaduras. Una le fue cortada arriba de la rodilla y la otra, abajo de la misma articulación. “Fueron tres meses los que estuve internado en el hospital Roosevelt, con el fin de poderme recuperar. Luego de ello, pasé aproximadamente un año en rehabilitación”, comenta.

“Fue a finales del año 2006 cuando me enteré de ROMP, por medio de un amigo. Dicha institución me abrió las puertas incondicionalmente y en poco tiempo me dieron la oportunidad de volver a caminar, proveyéndome de mis prótesis. Fue el inicio de una nueva etapa de mi vida”, indica Chávez.

Para Ruth Girón, la historia no fue distinta. Perder una de sus extremidades la llevó a pensar que “jamás podría volver a hacer algo. No me gustaba que me miraran y tampoco me agradaba que me ayudaran, ya que me sentía inútil. Pensaba que ya no valía la pena y me sentía como una carga para mi familia”.




ROMP Guatemala, Proyecto de Rangos de Movimientos, es una organización de salud sin fines de lucro que se dedica a la prestación de atención de prótesis y ortesis para personas con amputaciones que no tienen acceso a estos servicios, debido a limitaciones económicas.

Desde 2005, ROMP Guatemala ha entregado más de 2,600 dispositivos de prótesis a medida. Desarrolla su labor gracias al trabajo en alianza con los principales centros de referencia de pacientes en el país, como la Unidad Nacional de Oncología Pediátrica (UNOP) y el Hospital General San Juan de Dios.

“A los pacientes se le devuelven las ganas de vivir, trabajar y de valerse por sí mismos. Esta iniciativa permite darles la independencia y una tercera oportunidad, ya que la segunda se las ha otorgado Dios”, dice Luis Aragón, gerente ejecutivo de ROMP.




“Un pasito en tus manos”

Ana Victoria nació con una amputación natural de su pierna izquierda. Su prótesis le hace posible caminar, jugar y desarrollarse como las demás niñas de su edad. Con un donativo Q200 en adelante, puedes apoyar a un paciente pediátrico. Tu contribución será aplicada directamente a los gastos en que ROMP incurre para la rehabilitación de cada niño, que incluyen:

Fabricación de una prótesis nueva: Q5,000.

Ajustes cada 6 meses por crecimiento: Q200.

Cambio de piezas por crecimiento: de Q800 a Q3,000.

Terapia física para mejorar la marcha: Q200.




Puedes realizar tu donativo por medio de depósito bancario o cheque Banrural, con los siguientes datos:

Nombre: Asociación Civil Proyecto de Rangos de Movimientos.

Número de cuenta: 3283010423.

O puedes comunicarte a través de las siguientes vías para obtener mayor información:

Clínica ROMP: 7941-0968, [email protected]

Vivian Aragón, representante legal de ROMP Guatemala: 3029-0105.

Todas las noticias, directamente a tu correo

Recibe todas las noticias destacadas de Relato.gt, una vez por semana, 0 spam.

¿Tienes un Relato por contar y quieres que nosotros lo hagamos por tí?

Haz click aquí
Comparte
Comparte