La adicción a las drogas es una realidad para muchos jóvenes alrededor del mundo. ¿Sabías que la Organización de las Naciones Unidas (ONU) registra 190.000 fallecimientos prematuros –en la mayoría de los casos, evitables– provocados por las drogas? Además, se calcula que unos 250 millones de personas, es decir, alrededor del 5% de la población adulta mundial, con- sumieron drogas por lo menos una vez en un año."  

En el caso de Guatemala, fallas en el sistema y el control del consumo en el país son una constante, mientras tanto, jóvenes arriesgan sus vidas a través de distintas sustancias que les brindan una sensación de "bienestar" mientras afectan su desarrollo. En nuestro país se muestran cifras altas, los jóvenes entre 15 y 19 años son los que más consumen drogas y el departamento de Guatemala es el que presenta una mayor cantidad de casos. Lo cierto es que el poder adquisitivo sigue siendo bastante bajo, en especial por este rango de edades de los consumidores versus su cantidad de ingresos. Además, las drogas más comunes como la cocaína, el crack y las metanfetaminas son cada vez más costosas, en especial porque no se encuentran legalizadas, salvo la mariguana en algunos países del mundo.  Ante este escenario, miles de jóvenes en todo el mundo han decidido crear sus propias drogas utilizando dulces y medicinas. Podemos encontrar bebidas, drogas caseras fumadas o inhaladas. Aquí te mostramos algunas:

Sizzurp o bebida morada, la última tendencia:

Es una bebida que tiene como ingrediente principal el jarabe para la tos, el cual se mezcla con gaseosas y dulces de frutas. Es la más utilizada entre jóvenes de 13 a 17 años, especialmente en Estados Unidos; y tiene efectos inmediatos debido a la codeína, que según el diccionario de Google, "es una sustancia extraída del opio, menos tóxica que la morfina, que se emplea en medicina como analgésico y narcótico para calmar la tos y la diarrea".

Esta sustancia, al combinarla con el exceso de azúcar produce visión borrosa, náuseas y falta de balance. Incluso se conoce de casos en los que se tuvo que hospitalizar a jóvenes por la sobredosis de codeína.


Smarties




No podemos olvidar las famosas pastillitas que formaron parte de nuestra infancia o adolescencia en los años noventa. Hoy se han convertido en una droga inhalada a través de una pajilla y se exhala por la boca. No se ha asegurado que contenga alguna sustancia alucinógena sino lo que los jóvenes buscan es aumentar el efecto del azúcar en el cuerpo. 

Dulces de canela

La canela es una sustancia bastante fuerte, los jóvenes hacen polvo los dulces con este ingrediente y al inhalar, buscan potencializar al máximo el "sugar high", pero puede tener efectos serios como heridas nasales, infección en los pulmones y alergias severas. Lo anterior debido a que la canela contiene una sustancia conocida como celulosa, que posee una estructura fibrosa que hace que su descomposición sea compleja, lo que da lugar a que quede atrapada en los pulmones por un prolongado período de tiempo. 


Pasta dental con dulces de menta

La idea es colocar sobre una hoja de cigarrillo, una mezcla entre pasta dental con polvo de dulce de menta, se deja durante la noche para secar, luego se enrolla y se fuma. 


Varias organizaciones de salud, así como padres de familia se han alertado por estas drogas caseras, especialmente porque en algunos casos no pueden mantener un control sobre sus hijos por trabajo u otras actividades. En países como Estados Unidos o Venezuela, se hace más constante el uso de estas sustancias que han llevado a serios problemas de salud de los jóvenes que las consumen. 

¿Qué pasará en Guatemala? 

Fuentes: Seccatid Guatemala, Organización de las Naciones Unidas (ONU) 


Ver comentarios

Comentarios

Valoración General
5