Mataron a Jerry, nuestro gato el sicario imagen

Nadie tiene el derecho de arrebatarle la vida a nuestras mascotas. Conoce esta triste historia.

Las opiniones e imágenes de este artículo son responsabilidad directa de su autor.



Nuevamente, después de tan solo un poco más de un año del envenenamiento de Tommy, nuestro primer minino, mataron a otro, Jerry, nuestro gato el sicario.

Les voy a contar un poquito de la linda vida que tenía nuestro Jerry, a lo mejor así, por lo menos el [email protected] que lo envenenó se le remueve un poco la conciencia y sienta algo de tristeza. Que nada se comparará a lo que en especial, mi mami sintió otra vez al enterarse que mataron a su otro gatito.

¿Se recuerdan de la tragedia del Cambray II? Bueno, pues Jerry, fue víctima del desastre, todos los jóvenes del residencial en el que vivo estuvimos apoyando esa tragedia. Recuerdan que cuando el Flaco lo rescató no era más grande que del tamaño de la palma de mi mano. Lo encontraron junto al resto de su familia, incluyendo a su mami, era el único que estaba vivo, el valiente.




En ese momento, dos mascotas que de igual manera habían sido adoptadas, una perrita y Tommy a quien también envenenaron hace un poco más de un año; aunque fueron un par de horas de insistirle a mi mami para que dejara quedarnos con Jerry, accedió. Con mucho amor dijo que sí, lo bañamos tuvimos que hacerlo dos veces ya que no salía de su piel la tierra bajo la cual había estado soterrado por casi tres días. Luego lo alimentamos (literalmente se estaba muriendo de hambre, mordía mi mano creyendo que era alimento) y posteriormente solo nos dispusimos a amarlo y disfrutar de cada ocurrencia que hacía.

Recuerdo, cuando mi hermana estaba embarazada, por varias complicaciones tuvo que hacer reposo mucho tiempo, obviamente estaba débil y Jerry lo intuía también, así que como él, en la ausencia de Tommy se convirtió en el macho alfa de la casa. Se dispuso a cazar a varios animales o incluso solo los atrapaba y los llevaba a casa ofreciéndoles como alimento ante la necesidad que él veía. Nunca se le aplaudió eso, pero hizo que lo recordemos como nuestro gato el sicario.

No tienen ni la más mínima idea del dolor que una vez más le han provocado a mi familia, porque señores LAS MASCOTAS TAMBIÉN SON PARTE DE LA FAMILIA y, algún desgraciado que vive en el mismo residencial que nosotros, cree que tiene el poder para lastimarnos. El veneno puede estar regado por las calles y puede que hasta los niños pequeños se lo lleguen a topar y verse perjudicados. Pero no piensan en eso ni siquiera.




Solo les recuerdo que todo lo que se siembra se cosecha, han sembrado mucha tristeza en nuestra familia, en especial en mi mami. De primero, con Tommy y ahora con Jerry. Deseo que quien lo hizo sufra el mismo dolor que ha hecho padecer a mi mamá y a nuestros gatos. Deseo con todo corazón que ese mismo dolor la vida se los regrese con los suyos, porque eso fue lo que hicieron, mataron a un integrante de nuestra familia, a nuestro Jerry el valiente.

Así que donde sea todos tengan mucho cuidado con los vecinos que tienen, porque hay asesinos conviviendo con nosotros y si saben quiénes son los culpables por favor DENÚNCIENLO. Hace un año fue Tommy, hace un mes fue Jerry, pero mañana podría ser tu gatito quien es parte de tu familia.

Todas las noticias, directamente a tu correo

Recibe todas las noticias destacadas de Relato.gt, una vez por semana, 0 spam.

¿Tienes un Relato por contar y quieres que nosotros lo hagamos por tí?

Haz click aquí
Comparte
Comparte